Las afectaciones económicas derivadas de la pandemia por COVID-19 podrían dejar una reducción en el consumo turístico de 1.6 billones de pesos, además de la pérdida masiva de empleos y cierre de negocios. Por ello, el presidente de la Comisión de Turismo en el Senado de la República, Antonio García Conejo, urgió a que las autoridades brinden el respaldo y los recursos necesarios al sector para hacer frente a la crisis.

Lamentó que el turismo no esté en la agenda nacional, “tenemos que enfocarnos a ponerle toda la lupa al sector”. Recordó que desde 2018 se hicieron llamados a la Federación para impulsar programas como el Prodermágico, para dotar de recursos etiquetados a los 121 Pueblos Mágicos del país.

“Me parecía muy absurdo que las y los diputados no etiquetaran recursos tan sólo para este programa, y me refiero a los diputados del partido mayoritario, porque los nuestros sé que han defendido, con todo, la industria”, señaló Antonio García Conejo.

Durante la mesa de análisis “Desarrollo Económico y Turismo”, que se llevó a cabo como parte de la Plenaria Nacional Legislativa del PRD, el diputado Federal, Jesús de los Ángeles Pool Moo, condenó la extinción del Consejo de Promoción Turística de México, “con el argumento de que había corrupción, sin embargo, nunca hubo ninguna denuncia, nunca se presentó alguna evidencia de los actos de corrupción.”

Precisó que, pese al abandono de la federación, en 2019 México recibió 44.7 millones de turistas extranjeros, quienes dejaron un gasto de 24 mil 816 millones de dólares, cifras que supusieron respectivamente incrementos del 8.3% y 10.2% respecto del 2018.

Francisco Madrid Flores, director de la Facultad de Turismo y Gastronomía de la Universidad Anáhuac, dijo que de acuerdo con la Organización Mundial de Turismo (OMT) la pandemia ha cobrado, entre febrero y mayo de este año 300 millones de viajeros internacionales, lo que significa la pérdida 320 mil millones de dólares.

“Nosotros estimamos que la reducción del consumo turístico total (en México) puede llegar a suponer 1.6 billones de pesos, para dar una dimensión, esta cantidad es equivalente a la cuarta parte del Presupuesto de Egresos de la Federación para este año y permitiría construir 11 trenes mayas y ocho refinerías Dos Bocas”, precisó.

Luis Felipe Sigüenza Acevedo, presidente de la Comisión de Turismo Cultural y Religioso de la Concanaco, lamentó que el turismo esté muy lejos de ser considerado en términos políticos y administrativos como uno de los ejes prioritarios en la economía nacional.

“El 56 por ciento de la oferta de servicios turísticos en este país operan desde la clandestinidad o fuera del marco legal, debido a diversos factores. Esta es una gran debilidad que presenta la oferta turística de México y que en situaciones como la actual pandemia representan todo un problema, no es posible identificar siquiera a los prestadores de servicios turísticos que se encuentran en una situación realmente de grande caída”, afirmó.

Fernando Mohedano López, de la Escuela Superior de Turismo del IPN, dijo que la pandemia es una oportunidad para “llevar a cabo una reconstrucción del sector turístico que sea inclusivo, que sea accesible, con condiciones laborales decentes para todos y que promuevan la cultura y productos locales como mis antecesores compañeros comentaban y, sobre todo, que protejan los recursos naturales, preservando de esa manera atractivos únicos de cada destino.”