Con la intención de dotar de certidumbre jurídica al Instituto Electoral de la Ciudad de México respecto de sus órganos desconcentrados en cada uno de los 33 distritos de la ciudad, el diputado Rolando Garrido López, del Grupo Parlamentario del Partido Acción Nacional, presentó un punto de acuerdo ante la Diputación Permanente del Congreso de la Ciudad de México.

En tribuna, el legislador aseguró que a pesar de que el Código Electoral establece que en cada distrito debe existir una dirección distrital, en la pasada reforma se estableció en un transitorio que se tiene que regresar a un esquema en donde solamente exista una dirección distrital por demarcación territorial.

Es decir, detalló el legislador que de las 33 direcciones distritales se tendrían que reducir a 16, por consiguiente tendrían que desaparecer 17 direcciones distritales, según el transitorio del Código Electoral.

Ante esta situación, el parlamentario urgió en detenerse dicha reconfiguración ya que hasta el momento no sabemos si se tienen que reducir a 16  o 20 demarcaciones territoriales esas direcciones distritales.

Comentó que existen dos iniciativas turnadas a la Comisión de Asuntos Político Electorales para mantener las 33 direcciones distritales del Instituto Electoral, pues de lo contrario implicaría indemnizar a 85 personas de estas 17 direcciones distritales que pretenden eliminar.

Recordó que este personal sería el encargado de realizar dos elecciones—consejos ciudadanos y del presupuesto participativo–  y si las reducimos –advirtió—el Instituto necesitará esa certeza jurídica para saber y para planear cómo va a organizar estas dos elecciones.

Por eso urgió en tomar medidas para racionalizar el gasto destinado a las administrativas y de apoyo, pero dice “sin afectar el cumplimiento de las metas institucionales aprobadas en el decreto de Presupuesto de Egresos”.

Es por ello que exhortó al Consejo General del Instituto Electoral de la Ciudad de México, para que mantenga instaladas direcciones distritales de dicho organismo autónomo, de conformidad con lo dispuesto en la Constitución Política de la Ciudad de México y con lo establecido en el Código de Instituciones y Procedimientos Electorales de la Ciudad de México, hasta que este Congreso de la Ciudad de México realice la revisión de la configuración para la división territorial de las demarcaciones territoriales que conforman nuestra Ciudad de México.

El punto de acuerdo fue turnado a la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública para su análisis y dictaminación