La secretaria Irma Eréndira Sandoval Ballesteros reafirma que este ejercicio de rendición de cuentas es una herramienta clave para combatir la corrupción e impulsar la transparencia de las y los servidores públicos.

En apoyo a los más de 34 mil trabajadores del IPN, se instalan kioscos de atención y orientación para presentar la declaración patrimonial y de intereses 2021.

Estuvieron presentes los directores generales del IPN, Arturo Reyes Sandoval, y del Canal Once, Carlos Brito Lavalle.

La secretaria de la Función Pública, Irma Eréndira Sandoval Ballesteros, y el director general del Instituto Politécnico Nacional (IPN), Arturo Reyes Sandoval, abrieron esta mañana los kioscos de atención y orientación para que las y los trabajadores politécnicos puedan cumplir con la obligación constitucional de presentar su declaración patrimonial y de intereses, del ejercicio 2021.

La secretaria Sandoval Ballesteros les invitó a alcanzar un nivel de cumplimiento del 100% y demostrar que se cuenta con ellos para impulsar la transparencia. Resaltó el valor del IPN, que juega un rol clave en la vida pública nacional, como parte fundamental del Estado mexicano, y refirió que en 2020 ya demostró su compromiso.

Con la presencia del director general del Canal Once del IPN, Carlos Brito Lavalle, y del secretario general del instituto, Juan Manuel Cantú Vázquez, y acompañada del coordinador general de Órganos de Vigilancia y Control, Federico Hidalgo Huchim Gamboa, y la titular del Órgano Interno de Control en el IPN, Julieta Olivia Muñoz Olmos, la secretaria Sandoval Ballesteros expuso que el Politécnico es un referente internacional y un ejemplo de que la educación pública puede ser de excelencia, porque su valor es tan grande que no se podría entender el desarrollo científico de México sin él.

Explicó que además de sus investigaciones y aportaciones académicas, el verdadero valor del IPN es que históricamente ha sido un motor de movilidad social, desde su creación, en 1936. Llamó a los trabajadores politécnicos a que, en este mes de mayo, como en tantas otras ocasiones, pongan “la técnica al servicio de la Patria, y nos declaremos por la transparencia y la rendición de cuentas”.

Informó sobre las acciones de la Función Pública en materia de declaraciones patrimoniales, al promover la implementación del nuevo formato, con el cual se dio un paso adelante en el combate a la corrupción, a la transparencia y a la prevención del conflicto de interés. Expuso que el objetivo actual es que más de un millón 500 mil trabajadores de la Administración Pública Federal (APF) presenten su declaración.

Destacó la secretaria Sandoval Ballesteros que “el 100% de las declaraciones patrimoniales de los servidores públicos ya son transparentes y están abiertas al escrutinio”.

Durante el evento, el director general del IPN, Arturo Reyes Sandoval, señaló la responsabilidad de la comunidad politécnica de cumplir con la presentación de la declaración de modificación patrimonial y de intereses, que fue cercano a 80% en 2020.

Este 2021 estamos enfocados en mejorar nuestras propias marcas, apoyados de los kioscos, acompañar a los trabajadores con carácter de sujetos obligados, a contribuir a la instauración de una cultura de transparencia y rendición de cuentas en toda la administración pública, manifestó.

Cabe recordar que el 1° de mayo inició el periodo para que la y los servidores públicos de la APF cumplan con la obligación constitucional de presentar su declaración patrimonial y de intereses en la modalidad de modificación.

En 2020 fue la primera ocasión en la que todas y todos los servidores públicos debieron cumplir con este ejercicio de rendición de cuentas y prevención de la corrupción, por lo que la Función Pública recibió más de 1.3 millones de declaraciones de modificación patrimonial.

Para cumplir con esta rendición de cuentas deben ingresar a la plataforma de DeclaraNet (www.declaranet.gob.mx), donde podrán realizar su declaración patrimonial hasta el último día del mes de mayo.

Esta información es de carácter público para fines meramente informativos, en estricto cumplimiento a lo expuesto en los artículos 6 y 7 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, y en el artículo 21 de la Ley General de Comunicación Social.