VILLAHERMOSA, Tab.-  Por instrucciones del gobernador Adán Augusto López Hernández y en permanente coordinación con las autoridades municipales, el Instituto de Protección Civil del Estado de Tabasco (IPCET), continúa con la entrega de apoyo a las familias afectadas por las recientes lluvias y el aumento del desfogue de la presa Peñitas.

De manos de personal del organismo y de elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), que se sumaron con el Plan DN-III-E, la población afectada recibe alimentación, agua potable, cobijo y servicio de salud.

En el municipio de Teapa, este día dos pipas continuaron con la distribución de agua potable a diversas localidades que se han visto afectadas en los últimos días por el incremento de los afluentes de esta región.

El Ayuntamiento de esta demarcación agradeció la gestión hecha por el gobernador Adán Augusto López Hernández ante el Gobierno del Estado de Puebla, que se ha solidarizado con los tabasqueños ante esta emergencia.

“El apoyo nos sigue llegando de nuestros hermanos del Estado de Puebla, por supuesto gracias a la intervención de nuestro gobernador Adán Augusto,  de Protección Civil y muchas manos amigas”, refirió la alcaldesa de Teapa, Tey Mollinedo Cano.

Por su parte, la Coordinación Municipal de Protección Civil de Jalapa en conjunto con el Ejército Mexicano realizó la distribución de colchonetas y cobertores en la ranchería Río Teapa para salvaguardar la integridad y salud de las familias.

Los brigadistas arribaron a las comunidades más afectadas por el desbordamiento del río La Sierra y que se encuentran incomunicadas, llevando alimentos preparados para que sean distribuidos entre la población afectada.

La distribución de cobertores y colchonetas se extendió también al poblado Francisco J. Santamaría, donde decenas de familias se encuentran afectadas por el desbordamiento del río La Sierra.

Con el apoyo de la Dirección de Obras Públicas del Concejo Municipal de Jalapa a cargo de Juan Carlos Jiménez Perera, las brigadas también realizaron la distribución de alimentos calientes para las personas que se encuentran albergadas en esta comunidad.