Este es el comunicado oficial de la Universidad Autónoma Metropolitana: