Principal Agricultura Recorte a la Secretaría de Agricultura agudizará crisis del campo mexicano

Recorte a la Secretaría de Agricultura agudizará crisis del campo mexicano

330
Compartir

La Dirección Nacional Extraordinaria (DNE) del Partido de la Revolución Democrática (PRD) criticó que el Gobierno Federal proponga para el 2020 un recorte presupuestario de 29 por ciento para la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader), lo que castigará más a este sector que de por sí está en crisis por la falta de apoyos económicos en los últimos años.

La DNE, integrada por Adriana Díaz, Fernando  Belaunzarán, Estephany Santiago, Karen Quiroga, Ángel Ávila, Arturo Prida y Camerino Márquez,   cuestionaron que el proyecto del Decreto de Egresos presentado por la propia Secretaría de Hacienda, aporte un presupuesto para la Sader de 46 mil 253 millones de pesos, casi 20 mil millones de pesos menos que lo aprobado para este año.

Asimismo, el Consejo Nacional Agropecuario (CNA) afirmó que de los 65 mil millones de pesos que se destinaron para este año, se tiene un subejercicio del 25 por ciento, lo que agudiza la crisis en la que se encuentra el agro mexicano.

Sin duda, este sector ha sido el más afectado por la disminución al gasto público y la administración de López Obrador se ha negado a trabajar con las organizaciones sociales y de productores, lo que afecta la producción y la capacidad de generación de alimentos por falta de apoyo, subrayaron.

Además, dijeron, se ha dejado de recibir apoyos para la protección contra plagas, malezas y enfermedades para la conservación de los suelos.

La dirigencia nacional afirmó que, de acuerdo a datos ofrecidos por universidades públicas, en el presupuesto de este año el 96 por ciento  de los recursos para el campo se destinó a la iniciativa privada y el tres por ciento a los agricultores y organizaciones sociales que atienden a los campesinos, lo que genera una crisis en el sector agropecuario.

Recordaron que el pasado mes de julio, integrantes de diversas organizaciones campesinas realizaron movilizaciones para solicitar la intervención del Gobierno Federal, sin embargo, el jefe del ejecutivo no ha ofrecido una respuesta satisfactoria ante las diversas demandas, en las que destacan derogar la reforma al Artículo 27 Constitucional y evitar los recortes al presupuesto destinados al campo.

Finalmente, los dirigentes perredistas argumentaron  que con el cero por ciento de crecimiento económico, el campo mexicano es uno de los sectores más sacrificados, por tanto, el Presidente de la República no puede decir que el pueblo está “feliz, feliz, feliz”, ya que sólo basta voltear a ver a los campesinos y los miles de sembradíos afectados para su producción.