El presidente Andrés Manuel López Obrador entregó en Nuevo Laredo, Tamaulipas, acciones de mejoramiento urbano en beneficio de las colonias marginadas de este municipio.

Recordó que el Programa de Mejoramiento Urbano de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano se ha aplicado en Matamoros y Reynosa, ciudades fronterizas en las que la inversión alcanzó más de mil 400 millones de pesos.

“Estas obras, se ha dicho, tienen como propósito que la gente pueda participar en actividades deportivas, recreativas, porque de esta manera se atiende la necesidad de muchos jóvenes para que haya una convivencia sana, segura, en Nuevo Laredo y en todo el país”, enfatizó.

El mandatario reafirmó que, independientemente de las diferencias políticas, “tenemos que poner por delante el interés del pueblo, el interés de la nación”.

Sostuvo que la federación seguirá apoyando al estado y procurará las buenas relaciones con los gobiernos estatales y municipales.

En Nuevo Laredo la Sedatu construyó centros y un módulo deportivos, así como un campo de béisbol; un jardín de niños, un centro de salud, un centro deportivo, calles y un Centro de Asistencia de Desarrollo Infantil.

También se rehabilitó la preparatoria José Vasconcelos, escuelas secundarias, primarias y un jardín de niños.

El titular de la Sedatu, Román Meyer Falcón, destacó que Nuevo Laredo es una de las tres ciudades con las que empezó el Programa de Mejoramiento Urbano en 2019.

A través de esta iniciativa, Tamaulipas es de los estados que recibe más recursos del gobierno federal.

“Estamos hablando prácticamente de 99 obras. Una tercera parte del programa se centró aquí en Tamaulipas generando aproximadamente 10 mil empleos directos y una derrama económica importante: tres mil 500 acciones de mejoramiento, ampliación y sustitución de vivienda y hay que recalcar que este programa entiende los contextos locales”, remarcó el secretario.

Acotó que las intervenciones se centran en brindar mecanismos de seguridad a la población, romper barreras de desarrollo y mejorar la calidad de los servicios.

Asistieron al evento, el gobernador de Tamaulipas, Francisco Javier García Cabeza de Vaca y el presidente municipal de Nuevo Laredo, Óscar Enrique Rivas Cuéllar.