El Grupo Parlamentario del Partido de la Revolución Democrática presentará en la Cámara de Diputados, una iniciativa para instalar una “Comisión de Científicos” que evalúe el papel del gobierno mexicano sobre el impacto económico, político y social del COVID-19 durante los próximos meses y años, y establecer qué tanto será responsabilidad  de la pandemia, y qué tanto la gestión de las autoridades involucradas.

Antonio Ortega Martínez, anunció lo anterior y propuso asimismo al Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval) -encabezado por el Secretario Ejecutivo José Nabor Cruz Marcelo- formar parte de esta Comisión luego de señalar que este órgano -al igual que el Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI)- tienen la enorme responsabilidad de medir los impactos adversos que dejará el COVID sobre la población, particularmente  en lo que se refiere al incremento de la pobreza pues, aseguró, se dará sobre 20 millones de connacionales más, de acuerdo con expertos.

Antonio Ortega Martínez y Mónica Almeida, ambos diputados perredistas, formaron parte del encuentro al que se dieron cita titulares de diversas comisiones (encabezadas por la de Presupuesto y Cuenta Pública) con los Consejeros Académicos del Coneval en la que fue presentado el “Documento de Consideraciones para el Proceso Presupuestario 2021” publicado anualmente desde 2009 para que el Legislativo pueda tomarlo en cuenta en la definición de los recursos que se asignen en los diversos rubros de la política social.

Ambos diputados del PRD pidieron información complementaria respecto a la forma en que son distribuidos los programas de combate a la pobreza en el gobierno de Andrés Manuel López Obrador pues ejemplificaron que en el caso de “Sembrando Vida” los resultados no son los esperados y, en cambio, año con año se le vienen asignando más recursos por lo que advirtieron que solo responde a una estrategia de índole electoral.

“Sobre los nuevos programas sociales que el Presidente ha instalado, expuso Ortega Martínez, el Coneval dice que el 47 por ciento de ellos no tiene claridad, no hay indicadores, ni reglas de operación ni de evaluación; ¡tampoco hay una estimación sobre el impacto generado por los miles de millones de pesos que fueron destinados (para combate a la pobreza), sobre 17 millones de mexicanos! ¡Y no lo dice un diputado del PRD, de la oposición, sino el Coneval: 47 por ciento de los programas prioritarios del gobierno, tienen esta debilidad estructural para medir y conocer su real impacto!”, refirió.

Censuró en este sentido que el 50 por ciento de los principales y más caros programas, no cumplieron con su obligación de presentar información después de un año de haber sido puestos en marcha.

¿Ustedes creen que, a estas alturas, después de dos años, o de un año de la aplicación formal ordenada presupuestalmente, no se hayan cumplido los objetivos fijados? Y no es que estemos en contra de la entrega de recursos a los más pobres, sino que creemos que esos dineros están siendo utilizados con propósitos electoreros y clientelares.

“Sobre el programa ‘Sembrando Vida’, al que hizo referencia la diputada Almeida, el Coneval señala que apenas el 9.6 por ciento de los objetivos que se planteó, han sido atendidos.  Y se pregunta el Coneval -con valor y decisión que reconozco al Secretario Ejecutivo y a los consejeros- ¿bajo qué razón se autorizan 28.9 mil millones de pesos para el presupuesto del próximo año? ¿Bajo qué razón se aumenta el recurso a “Sembrando Vida” si todo mundo sabe que es un fracaso? Lo mismo con el de fertilizantes (que da pena por los agravios y daños que causó), el gobierno federal propone casi 2 mil millones de pesos”, refutó.

En cambio, el también Secretario de la Comisión de Hacienda señaló que para el Coneval se plantea una rebaja frente al Presupuesto del año pasado, y deseó que esta merma no sea producto de una “autocomplacencia” en las intenciones del Presidente Andrés Manuel López Obrador, de reducir el papel de los órganos autónomos que cumplen una función básica sobre el ejercicio del gobierno y del poder, que es la observancia, la crítica y –desde luego- la defensa firme de las obligaciones establecidas por la ley.

“El Presidente Andrés Manuel López Obrador ve con incomodidad a los órganos autónomos, los considera ‘gastos ociosos’, los considera ‘críticos innecesarios’ y ojalá que la reducción presupuestal, no limite las funciones de este órgano tan importante y que pueda seguir cumpliendo su tarea”, consideró al tiempo de subrayar que en la Comisión de Presupuesto habrá atención del tema para evitar que se rebaje todavía más recurso de lo que el propio Coneval está proponiendo” en el Documento hoy presentado ante las diversas comisiones (aunque en su respuesta, Cruz Marcelo pidió robustecer el presupuesto para los rubros de análisis y evaluación).

Antonio Ortega hizo énfasis en sobre el contexto mundial donde crece el reclamo social respecto a la evaluación y valoración de la gestión de la crisis sanitaria; por lo que hizo notar el rol fundamental que tiene el Coneval frente a movimientos que, poco a poco, irán derivando -en el mejor de los casos- en la conformación de comisiones para evaluar con un rigor único y científico, el papel político de las autoridades, el desempeño de su gestión, y establecer con claridad qué dejó el COVID (si es que, en algún momento, nos deja).

El COVID, concretó, no es solo la crisis sanitaria, es también el impacto económico y, de manera especial, el impacto social en la población, particularmente los más vulnerables que es el tema que corresponde al Coneval.