Una buena planeación de los recursos económicos, aunado a un plan de ahorro e inversión, es esencial para trazar el camino hacia la independencia financiera.

El coordinador de los programas de Educación Financiera de AFORE PENSIONISSSTE, Axel Hernández Díaz de León, señaló que esos hábitos financieros son primordiales para vivir y prever nuestro nivel de consumo en el futuro.

La mayoría de las personas viven día a día y planean objetivos de crecimiento, pero le dan poca importancia a su futuro o retiro laboral. “Es necesario tomarse un momento para saber qué se está haciendo y después modificar mis conductas para alcanzar la independencia financiera”, apuntó.

Dijo que, si bien no existe un monto ideal para considerarse independiente financieramente, la clave se encuentra en los ingresos pasivos y al estilo de vida deseado para el resto de la vida. “Preguntarse ¿cómo me veo en cinco, 10 o más años?, es un buen comienzo para fijar las metas financieras”, comentó.

El funcionario enfatizó que la independencia financiera resta preocupaciones, ofrece una mejor calidad de vida, permite disfrutar y da la oportunidad de ser dueño del tiempo, adicionalmente reiteró que es conveniente controlar los gastos y mantener un presupuesto para un mejor control de los recursos.

Subrayó que el invertir los ahorros representa un acierto para acelerar el objetivo e impide que la inflación consuma el capital, por lo que enfatizó que las Administradoras de Fondos para el Retiro (AFORE) son una alternativa viable en ese camino.

Indicó que las AFORE utilizan a las Sociedades de Inversión Especializada en Fondos para el Retiro (SIEFORE) Generacionales como una “bolsita” para depositar e invertir los recursos de los Trabajadores afiliados al ISSSTE, IMSS e independientes, quienes observarán los rendimientos como retribución.

Las Sociedades de Inversión recorren una trayectoria de inversión apropiada para cada momento de la vida del Trabajador y disminuyen los riesgos conforme se acerca la edad de retiro, siempre con los lineamientos y restricciones establecidas por la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (CONSAR), explicó.

Hernández Díaz de León recordó que las AFORE mexicanas destacaron entre los fondos de pensiones de los 38 países miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) durante 2020, pues registraron rendimientos mayores a 9.3 por ciento.

A ello se suma que los rendimientos son competitivos en comparación con otros instrumentos financieros, como las cuentas bancarias o bonos gubernamentales a corto plazo, expuso el especialista de la Administradora Pública.

Para incrementar el ahorro y la inversión, indicó, es conveniente reducir los gastos innecesarios y buscar fuentes extras de ingresos. “Mientras más ingresos se generen, más recursos se pueden aportar al plan para llegar a la independencia financiera”, concluyó.

Artículo anteriorCrisis energética y de fertilizantes colapsaría la producción de alimentos, por ello se requiere usar biofertilizantes
Artículo siguienteGraves violaciones a derechos humanos en procedimiento de creación de la NOM 237; su autor fue juez y parte