La magistrada de la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), Mónica Aralí Soto Fregoso, inauguró la Jornada virtual “Retos en la aplicación de la reforma política en violencia política por razón de género”, donde dijo que no podemos ser cómplices de quienes ejercen violencia política hacia las mujeres.Expresó que los próximos procesos electorales implicarán una mayor participación de las mujeres, por lo cual, las instituciones, la academia, la sociedad civil y las defensoras, tenemos que activar las fortalezas jurídicas, legislativas y sociales que hemos construido para un ejercicio más igualitario de los derechos político-electorales de las mujeres; asimismo, recordó que entre esas fortalezas se encuentran las tesis y las jurisprudencias que hemos emitido en la Sala Superior, las Salas Regionales y también en los tribunales locales, lo cual es importante difundir.

En el foro, organizado por el Tribunal Electoral de Veracruz y moderado por su presidenta, la magistrada Claudia Díaz Tablada, Mónica Soto Fregoso sostuvo en ese sentido que los derechos de las mujeres no se politizan, se protegen, y para eso están los tribunales electorales, en especial ante los efectos de la pandemia y las brechas de desigualdades de género.

La magistrada recordó, como parte de esa labor, resoluciones de la Sala Superior del TEPJF, en las que se ha priorizado la defensa de los derechos políticos de las mujeres, como la que ordenó al Instituto Nacional Electoral (INE) crear una lista nacional con los nombres de quienes, en sentencias firmes, hayan incurrido en violencia política hacia las mujeres por razón de género.

Soto dijo que la lista no constituye una sanción adicional, sino que permite transparentar a quienes ejercen violencia política por razón de género, para que la ciudadanía lo tome en cuenta a la hora de votar. En esta resolución, reconoció el trabajo de la Sala Regional Xalapa del TEPJF, la cual ordenó en una primera instancia generar una lista estatal de personas infractoras y que, posteriormente, la Sala Superior amplió a nivel nacional.

También destacó la resolución emitida el miércoles en la Sala Superior, por la que se ordenó al Congreso de Nuevo León legislar y emitir la normativa relacionada con paridad y la violencia política contra las mujeres por razón de género en la Ley Electoral local, así como en los ordenamientos legales que estime pertinentes, para cumplir con el mandato constitucional.

Mónica Soto indicó que a través de estas y otras resoluciones los tribunales electorales ponen en el centro de su labor la protección de los derechos de todas y todos, que se dicten sentencias con perspectiva de género para asegurar la igualdad sustantiva y que estas resoluciones lleguen a ser conocidas por todas las mujeres, la sociedad civil y las instituciones; aseguró que las ocho reformas en materia de violencia política en razón de género ponen a México a la vanguardia mundial en la protección de derechos políticos de las mujeres.

En el foro participaron las magistradas Eva Barrientos, de la Sala Regional Xalapa del TEPJF; del Tribunal Electoral del Estado de Campeche, Brenda Domínguez; del Tribunal Electoral del Estado de Chiapas, su presidenta Celia Sofía de Jesús Ruiz y Angélica Ballinas; del Tribunal Electoral del Estado de Oaxaca, su presidenta, Elizabeth Bautista; del Tribunal Electoral de Quintana Roo, Claudia Carrillo y Nora Cerón; del Tribunal Electoral de Tabasco, Yolidabey Alvarado y Margarita Espinosa, y del Tribunal Electoral de Yucatán, Lissette Cetz Canché.