Mujeres indígenas: prioridad de la política pública del Gobierno de México

La presidenta del Instituto Nacional de las Mujeres (Inmujeres), Nadine Gasman Zylbermann, participó en la Conferencia de prensa sobre los Avances y Resultados de los Programas del Bienestar. En este espacio, destacó que para el Gobierno de México es prioridad atender y crear oportunidades para todas las mujeres para no dejar a nadie atrás ni nadie fuera, y por ello el Instituto que encabeza trabaja en conjunto con todas las instancias del gobierno para garantizar que todas las políticas y programas cuenten con acciones y presupuestos específicos para contribuir a eliminar las brechas de desigualdad entre mujeres y hombres.

“La política pública impulsada por el presidente Andrés Manuel López Obrador está diseñada para reducir las desigualdades y para contribuir a la justicia social. De manera concreta, busca reducir las causas estructurales que han colocado a las mujeres indígenas en condiciones de exclusión y pobreza”, comentó.

Refirió que los programas atienden a una mayoría de mujeres, desde las adultas mayores, los apoyos para mujeres trabajadoras, las becas Benito Juárez y las Universidades para el Bienestar ‘Benito Juárez García’. “Los programas prioritarios están creando oportunidades y llegan a los lugares más alejados, donde hay mayor pobreza”, dijo.

Informó que en México hay poco más de 21 millones de personas que se reconocen como indígenas, de ellas 51% son mujeres. Más del 75% se concentra en ocho estados: Oaxaca, Chiapas, Veracruz, Estado de México, Puebla, Yucatán, Guerrero e Hidalgo. “Y es en este grupo de mujeres que queremos centrar los esfuerzos de una política que atienda las desigualdades”, precisó Gasman Zylbermann.

Históricamente, las mujeres indígenas han sido discriminadas y enfrentan mayores desventajas sociales, culturales y económicas, por ello, el Programa Nacional de Igualdad entre Mujeres y Hombres (Proigualdad) 2020-2024 de manera transversal alcanza a las diferentes secretarías y órganos de la Administración Pública Federal en áreas prioritarias que permitan mejorar la vida de las mujeres y las niñas.

A manera de ejemplo, dijo que, en esta coordinación interinstitucional se trabaja con Semarnat y Sedatu para favorecer que las mujeres indígenas puedan acceder a la tenencia de la tierra y la vivienda para fortalecer su patrimonio, así como la toma de decisiones en bienes de producción y de los recursos naturales.

Con la Secretaría de Salud y el IMSS se trabaja en fortalecer la accesibilidad, calidad y suficiencia de los servicios de salud a mujeres con mayores desventajas y también con Salud, la SEP, Conapo y el Imjuve se trabaja para generar las condiciones necesarias para garantizar el ejercicio de los derechos sexuales y derechos reproductivos de las mujeres.

La titular del Inmujeres puntualizó que una efectiva transformación de la vida de las mujeres indígenas implica que ellas estén en los espacios de decisión, por ello, desde el Observatorio de Participación Política de las Mujeres en México, se hizo un llamado a las diversas instancias electorales a que generen acciones afirmativas con enfoque de género, derechos humanos e interculturalidad en el proceso electoral 2020-2021.

Con estas acciones, basadas en el sentido de justicia social, se hace la diferencia en la vida de mujeres, niñas y adolescentes indígenas, al impulsar su autonomía, la toma de decisiones y nuevas oportunidades que consoliden su desarrollo y así, tengan opciones reales para llevar a cabo sus proyectos de vida.

En su intervención, la titular del Instituto Nacional de Desarrollo Social (Indesol), Luz Rosales Esteva informó que Sembrando Vida es uno de los programas prioritarios que busca acelerar la igualdad y el empoderamiento social y económico de las mujeres campesinas y con el que ya se benefician más de 126 mil mujeres. Asimismo, en el marco de los programas que el Indesol impulsa destacó que con el PAIMEF y los refugios que atienden violencia de género se ha beneficiado a más de 1.6 millones de mujeres en todo el país.

Por su parte, la directora general de Análisis y Prospectiva de la Secretaría del Trabajo, Selene Cruz Alcalá destacó el compromiso de la secretaria Luisa María Alcalde con la igualdad y avances importantes como que en el programa Jóvenes Construyendo el Futuro, donde 60% de las beneficiarias son Mujeres; la Reforma Laboral que permitirá que las mujeres accedan a la toma de decisión en directivas sindicales; el incremento en los salarios mínimos; garantizar la Seguridad Social para las trabajadoras del hogar y la creación y puesta en marcha del Protocolo para prevenir y erradicar la violencia laboral.

Es así como el Gobierno de México reafirma su compromiso con las mujeres indígenas y con todas las mujeres y niñas que enfrentan mayores obstáculos para vivir con bienestar y gozar de todos sus derechos humanos.