PACHUCA DE SOTO, Hgo.- La modificación de prácticas y hábitos tanto en la escuela como en el hogar son la clave para conformar una alimentación más saludable, así lo consensaron académicos de diferentes casas de estudio en el Seminario-Taller “Construyendo una vida saludable en la escuela y el hogar”, que efectuó la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH) en conjunto con la Secretaría Ejecutiva de Elige Vivir Sano del Ministerio de Desarrollo Social y Familia del Gobierno de Chile, durante este 21 y 22 de enero.

En la conferencia virtual titulada “Perspectiva sociocultural para el diagnóstico y diseño de intervenciones para entornos escolares alimentarios”, el investigador Manuel Canales, de la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad de Chile, expuso que las normas que rigen las prácticas alimentarias dentro de la escuela, como prohibiciones —por ejemplo el salero en la mesa o la venta de dulces en el patio—, representan una norma dentro del centro educativo, sin embargo, no transforma del todo la manera de alimentarse en los individuos, pues la contraparte que constituye su entorno sociocultural está en el hogar.

“No cambia primeramente los significados socioculturales de las opciones, sino que simplemente sanciona la autoridad escolar a unos como prohibidos y a otros como obligatorios”, señaló el académico durante su conferencia a través de la plataforma virtual de Zoom y puntualizó que de esta manera los alimentos sanos son vistos por los niños como un castigo o una obligación y, por lo tanto, como algo negativo.

De esa forma, dijo, el individuo no elige una opción, sino que se trata de aceptar o refutar el orden social. No obstante, el especialista resaltó la importancia de la conversación para reflexionar en torno a la alimentación saludable en el que se debe considerar el contexto sociocultural. Finalmente, recalcó la necesidad de un nuevo modo de relacionarnos con la vida y la forma de producir los alimentos, que es imperante en estos tiempos para la niñez y la adolescencia.

Durante dos días de actividad virtual, esta iniciativa para reducir la obesidad en niños, niñas y adolescentes abordó en sus conferencias mesas y talleres temas como “Evidencias para la intervención del ambiente alimentario en las escuelas”, “Estrategia regional para la promoción de ambientes alimentarios saludables en los centros educativos de los países de la región SICA”, “Padres activos, niños activos”, entre otros.

Se prevé que del Seminario-Taller surjan propuestas que puedan convertirse posteriormente en posibles políticas públicas que al mismo tiempo permitan a la sociedad vivir una vida más saludable.