Iztapalapa vive una fiebre por el boxeo, afirmó la alcaldesa Clara Brugada Molina al destacar que actualmente miles de habitantes de la demarcación entrenan el pugilismo a través de 80 escuelas de boxeo y en clases que imparten los 186 promotores deportivos de la Alcaldía en prácticamente todas las colonias, donde esta disciplina ha llamado la atención y se ha convertido en una alternativa para niños y jóvenes.

Clara Brugada enfatizó que entre las estrategias de prevención del delito que se aplican en Iztapalapa sobresale su consolidación como la Alcaldía más deportiva de la Ciudad de México y afirmó que la práctica del pugilismo y la realización de la clase de box más grande del mundo, el sábado 14 de marzo en el Zócalo de la Ciudad de México, son una de las principales acciones para que los jóvenes se alejen de adicciones y del delito.

En Iztapalapa “tenemos una movilización sin precedentes en torno al box”. Al circular por la demarcación “vamos a encontrar en el espacio público, en camellones y plazas, gente practicando el box preparándose para imponer este nuevo récord guinness”. Recalcó que “el box es uno de los deportes más queridos por la población, hay muchísimas personas, mujeres muy entusiasmadas, niñas, niños, jóvenes y adultos, que están preparándose en este momento”.

Afirmó que se ha dado cumplimiento a todos los requisitos para que la marca que se impondrá el 14 de marzo sea reconocida como récord guinness. Recordó que la clase será impartida por el ex campeón mundial Julio César Chávez y participarán campeonas como Mariana “La Barbie” Juárez, Guadalupe Bautista y Silvia Silva «la Chiva loca”, entre otras destacadas figuras del pugilismo nacional.

La alcaldesa indicó que el objetivo de imponer un nuevo récord guinnes no sólo es superar a Rusia, quien tiene la marca con tres mil participantes, sino que en Iztapalapa se haga más deporte, que las actuales clases de box den origen a escuelas de box, de las que se tiene previsto tener 200 abiertas al concluir el año.

La meta “es que Iztapalapa, sede de muchas desigualdades, se pacifique, se muestre distinta, participativa, deportiva, sin drogas, sin violencia, ese es el gran objetivo que Iztapalapa se visibilice como las más deportiva y no como la más violenta, queremos que esa sea la nota y no la nota roja actual”.

Clara Brugada Molina expresó que el box es uno de los deportes más queridos en Iztapalapa y prueba de ello es que en diferentes eventos a lo largo y ancho de la demarcación ha gente ha solicitado el establecimiento de escuelas de box o por lo menos clases en espacios públicos, por lo que se tiene la certeza de que “vamos a ganar el récord guinnes” y que mediante el deporte se triunfará sobre la delincuencia.