Alfonso Cuarón gana Mejor Fotografía y Mejor Director. Roma es la primer película mexicana que consigue el Oscar a Mejor Película Extranjera.

“Ya se puede hablar en español en los Oscares”, dice Diego Luna. Antes lo hizo Javier Bardem y con esto crearon la presencia de la comunidad de habla hispana y de México en la Academia hollywoodense.

Alfonso Cuarón consiguió tres premios para Roma.

El primer Oscar fue por Mejor Fotografía. Cuarón se lo dedicó a Emmanuel Lubesky, quien por motivos personales no pudo hacerse cargo de esta labor en Roma. «Todos los días me preguntaba: ¿Qué habría hecho Lubezki?», dijo en su discurso de agradecimiento. Para las estadísticas: Cuarón es el primer director en ganar un Oscar por hacer su propia fotografía.

Y por primera vez gana México la Mejor Película Extranjera, otra vez por Roma. «Hay muchos caminos para el océano, esta noche muestra que todos somos parte del mismo océano», dijo Cuarón al recibir el  trofeo. Así culmina un largo camino que inició en 1960, cuando se nominó a Macario, de Roberto Gavaldón.

El tercer Oscar, a Mejor Director, fue entregado por Guillermo del Toro, acaso confirmando la poderosa influencia mexicana que ya se ha conseguido en el cine norteamericano. “El cine tiene la responsabilidad de dar voz a quienes no la tienen”, dijo en esta ocasión el director de Roma.

 

La hegemonía de los directores mexicanos

Con el segundo Oscar de Alfonso Cuarón como Mejor Director, prácticamente toda la década ha quedado en manos de cineastas mexicanos: en 2014 Alfonso Cuarón por Gravity, en 2015 y 2016 Alejandro González Iñarritu por Birdman y The Revenant, respectivamente; 2018 fue de Guillermo del Toro por The Shape of Water y ahora repite Alfonso Cuarón por Roma, su película más personal

Estos tres premios Oscar de 2019 se unen a los doce mexicanos que ya han conseguido al menos un Oscar en emisiones anteriores, como los directores Guillermo del Toro, Alejandro González Iñárritu, los actores Anthony Quinn y Lupita Nyong’o, el director de arte Emile Kuri, el diseñador de producción Eugenio Caballero, los fotógrafos Guillermo Navarro y Emmanuel Lubezki, el documentalista Manuel Arango y la maquillista Beatrice De Alba.

Y lo que pocos saben: el Oscar a Mejor Largometraje Animado, que fue para Spider-Man: Into the Spider-Verse, de Bob Persichetti, Peter Ramsey y Rodney Rothman, contó en su equipo de animación con ¡24 animadores mexicanos ! Destacan Cruz Contreras, Daniel Hernández, Guillermo Sánchez Camacho, Eunice Elizabeth Panduro, Leticia Maycotte y Judith Guzmán… Un Oscar que no suma en los anaqueles mexicanos, pero que ya anuncia el talento nacional que debemos seguir de cerca, porque acaso entre ellos se encuentre el futuro de una animación nacional que, como dijo Alfonso Cuarón, formen parte del mismo océano de grandes historias, de talento y creatividad.