Llega ayuda humanitaria a damnificados de Acachapan y Colmena

Estatal

VILLAHERMOSA, Tab.- Una vez que la creciente del río Grijalva empezó a ceder y liberó la mayoría de los tramos carreteros inundados, personal de la Coordinación Nacional de Protección Civil (CNPC), apoyados con elementos de la Marina, entregó este domingo apoyos a los ocho sectores de la ranchería Acachapan y Colmena del municipio de Centro.

En esta una zona ubicada a 18 kilómetro de la capital, hay alrededor de mil 300 habitantes que viven prácticamente sobre la vega del río, con sus viviendas a una distancia de entre 50 y 200 metros de la orilla del río.

Ante la creciente que dejó incomunicada a esta población por una semana, la mayoría de las familias improvisaron refugios sobre la carretera, en tanto que otras, unas 50, se alojaron en tres albergues, que fueron instalados en dos iglesias.

Así, a partir de solicitudes de ayuda de los lugareños al Instituto de Protección Civil del Estado de Tabasco (IEPCT) y un trabajo logístico coordinado con el CNPC y la Marina, se identificó esta zona como prioritaria para ser ayudada con despensas.

Este domingo,  a las 9:00 horas, a bordo de un vehículo pesado que puede recorrer vados hasta con un tirante de dos metros de profundidad, las brigadas arribaron primero al refugio ubicado la iglesia de San Isidro, donde fueron entregadas las primeras 40 despensas y cinco paquetes con una veintena de latas de atún.

Ahí, el personal de la CNPC dialogó con el delegado Pascual Sánchez Alamilla, quien agradeció el apoyo humanitario.

“Le doy las gracias por tomarnos en cuenta, más que nada, porque aquí tenemos más de mil 300 habitantes afectados, que estamos afectados todos por parejo. Aquí no contamos con ningún comedor comunitario. Aquí todas las familias perdieron todo. Las casas se fueron a la mitad de agua, que aún no ha desalojado” expresó.

El delegado, sin embargo, advirtió de que la comunidad está conformada por ocho sectores, por lo que la brigada de Protección Civil advirtió que el compromiso sería acudir a cada uno de esos puntos, para cumplir con la instrucción del Presidente Andrés Manuel López Obrador, de entregar las despensas a cada una de las familias afectadas, sin haber intermediario alguno.

Dar cumplimento a esa encomienda presidencial, significó entonces una labor de más de tres horas. El recorrido se extendió a lo largo de otros 12 kilómetros de la ranchería, a través de una vía principal con varios tramos inundados y dos caminos vecinales más.

Finalmente, la brigada de la CNPC, apoyada por marinos, entregó despensas a otras 56 familias damnificadas del sector Cinturón, 25 de Los Pajaritos, 14 de Carlos Pellicer, 40 de Flores Magón, 5 de Jobo, y 14 más del sector San Ramón.

Todo ello, en se realizó en orden y a la mano de cada representante familias, sin haber intermediario alguno.