Close
Una manera distinta de leer...

Llega a su última semana la obra ¡Que arda Tebas! en el Teatro Orientación

La premisa principal de ¡Que arda Tebas! tiene que ver con un actor que no ha llegado al estreno de la representación de un Edipo post moderno y están a punto de dar la tercera llamada, lo que desata una serie de situaciones que la compañía debe sacar a flote para presentar la función, indicó Juan José Tagle, director de la obra.

¡Que arda Tebas!, de Américo del Río, es una coproducción entre la Coordinación Nacional de Teatro del Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (INBAL) y Producción Escénica S. E.

La puesta en escena se acerca a su fin de temporada, el domingo 16 de junio en el Teatro Orientación del Centro Cultural del Bosque, con funciones los jueves y viernes a las 20:00, sábados a las 19:00 y domingos a las 18:00 horas.

Cuando el director se percata que no llega uno de los actores, éste comienza a dar indicaciones para solventar las vicisitudes del momento y tanto él como los artistas inician una pequeña discusión. Un cierto nerviosismo previo se desata dentro del camerino antes de la tercera llamada.

“Bajo estas circunstancias, las ocurrencias, los traumas, los sueños y los deseos de cada uno de los actores saldrán a flote, y ante tal situación el público tendrá la oportunidad de ver las fibras más sensibles que rodean a los actores en todos los espectáculos teatrales”, señaló Juan José Tagle.

La puesta en escena juega con dos espacios simultáneos ligados por dos perspectivas de un mismo lugar: el camerino de un gran teatro y el inmenso escenario de éste.

La línea principal de la obra es ver a cada uno de los personajes con sus problemáticas, el drama original de Edipo pasa de alguna manera a ser subtrama y los actores se convierten en la trama principal. Todos ellos se identifican con Edipo, pero a partir de problemáticas personales sin llevarlos a la gran épica sofocleana.

Por su parte, Américo del Río expresó que la trama original de Edipo Rey (trastocada) empieza a poseer un poco a los personajes de forma muy sutil.

“Lo que se pretende es mostrar un espejo de la vida, pero al mismo tiempo hacer una reflexión sobre la ceguera dentro de la trama original de Edipo, quien no es consciente de todo lo que hizo. En la obra los actores se muestran ciegos y sin la conciencia de sus propias dinámicas de trabajo, situación que enturbia la misión de querer reflejar la vida. De ese modo se ven no como personajes trágicos, sino patéticos”, puntualizó Américo del Río, sobre la hilarante comedia que tendrá su última función el domingo 16 de junio.

 

¡Que arda Tebas! cuenta con la actuación de Lucero Trejo, Héctor Holten, Hamlet Ramírez, Samantha Coronel –quien alterna con Luz Olvera–, Miguel Narro, Estephany Hernández y Américo del Río.

scroll to top