La presidenta de la Mesa Directiva, Mónica Fernández Balboa, hizo un llamado a las senadoras y senadores de la República a realizar la sesión extraordinaria en un marco de respeto, pues se abordará asuntos muy importantes para el país.

Después de que la senadora del PAN, Martha Cecilia Márquez Alvarado, tomará el lugar de la presidenta del Senado en el presídium, previó al inicio de la sesión de hoy, Mónica Fernández aclaró que respeta que lo grupos parlamentarios se manifiesten en las formas que quieran, pero siempre con respeto.

Indicó que en este periodo extraordinario urgen abordar temas muy importantes, como las leyes reglamentarias para la prisión oficiosa, con las que se castiga el huachicol, corrupción, delitos electorales, como graves y que ameritan prisión preventiva.

Asimismo, se discutirá el tema relacionado con el acceso a vacunas y medicamentos en el extranjero, en el marco de la pandemia.

Sin embargo, la senadora Mónica Fernández Balboa explicó que unos minutos antes que pudiera empezar la sesión, la legisladora del PAN interrumpió “abruptamente” y “se fue casi encima de mi e impidió que pudiéramos iniciar la sesión”.

Consideró que ante este hecho debe existir un clima de solidaridad y respeto entre las mujeres que integran el Pleno del Senado.

Soy la Presidenta de la Mesa Directiva y a eso me comprometí, desde el primer día que tomé protesta para estar al frente de este órgano de gobierno, afirmó.

Ante esta situación, informó que si es necesario “declararemos sesión permanente durante varios días, hasta que la señora senadora quiera retirarse” del presídium en el Senado de la República, concluyó.