Invitan productores y chefs a Romería de Elote Cacahuazintle

Metrópoli

Guisados de maíz con calabaza y rajas, crema, pan, esquites y elotes preparados con limón, chile, mayonesa y queso, fueron los platillos que decenas de personas degustaron en el mercado Flores y Hortalizas, como parte de la Romería del Elote Cacahuzintle que se realiza en la Central de Abasto a partir de la primera semana de agosto a la tercera de septiembre.
La chef Lula Martín del Campo, junto a Juan Acosta, productor e introductor de esta hortaliza, fueron los encargados de cortar el listón simbólico de la pequeña muestra gastronómica, que reunió a compradores, carretilleros y locatarios.
“Llevamos más de 30 años vendiendo en esta zona variedad de elotes y, el cacahuzintle, es de gran nobleza porque empieza la temporada alta en agosto y acaba, en ocasiones, hasta noviembre. Este elote tiene calidad de exportación y nosotros lo hemos llevado a Europa”, comentó Acosta, integrante del Grupo Xilotl.
Esta especie, endémica de México, es una de las cinco que se comercializan diariamente en el mercado mayorista, provenientes de los estados de Hidalgo, Tlaxcala, Puebla y algunas zonas del Estado de México.
Por su parte, la chef Lula Martín del Campo destacó la versatilidad gastronómica a nivel nacional e internacional del elote cacahuazintle, al ser un producto con matices dulces y de textura amplia.
“No sólo elotes y esquites, para el que es ideal, sino también caldos, guarniciones, cremas y guisados con otras proteínas, que además de su alto valor nutrimental, saben a nuestra tierra; saben a México”, expresó la dueña del restaurante CASCABEL.
La Romería de Elote Cachuazintle es de las más visitadas en el mercado Flores y Hortalizas, ya que su producción coincide con el inicio de las Fiestas Patrias. Próximamente se realizarán la del Rábano, Cempasúchil, Calabaza y Camote, finalizando con la de Noche Buena, en diciembre.
Esta zona de la CEDA recién celebró su 31 aniversario, y es el sitio en el que se reúnen los productores de la Ciudad de México y estados circunvecinos, para comercializar sus cosechas en venta directa al consumidor. Se le conoce como la nueva subasta, ya que aquí también se ofertan toneladas o camiones de producto que viajan a otras entidades del país.