Inauguran la muestra Leo Matiz y los Muralistas

Cultura
  • Se exhibe en el Museo Casa de León Trotsky de la Ciudad de México hasta el 29 de noviembre. 
  • Integra una veintena de fotografías que dan cuenta de la relación del fotógrafo colombiano con el movimiento muralista en México.
  • Participaron en la inauguración Alejandra Matiz y Darío Ortiz Robledo, curador de la exposición.

Un relato visual sobre la relación de uno de los fotógrafos más importantes del siglo XX con la cultura de nuestro país se presenta en la muestra Leo Matiz y los Muralistas, inaugurada este jueves en el Museo Casa de León Trotsky de la Ciudad de México.

La exposición integra instantáneas del destacado artista colombiano quien logró reconocimiento internacional por capturar algunos de los momentos más importantes en el devenir histórico de México y América Latina.

Dicha exposición se da con el apoyo del Museo de Arte del Tolima, la Fundación Leo Matiz y LM difusión artística, para ofrecer un breve recorrido por el trabajo del artista, reportero gráfico y gestor cultural.

En el recorrido para prensa Alejandra Matiz, hija del fotógrafo y presidenta vitalicia de su Fundación, refirió que desde 1978 se ha dedicado a preservar el legado de su padre y acercarlo al público, pues su acervo es muy grande y se encuentra en México, Colombia, Estados Unidos, Italia y otros países de Europa.

“Se ha trabajado muchísimo en la digitalización de un archivo de alrededor de doscientos mil negativos; yo me ocupé de la obra de mi papá porque él tuvo un atentado en Colombia en el que perdió un ojo […] Yo misma estuve trabajando con mi papá veinte años, ayudándolo a enfocar la cámara, a cargar sus equipos, a buscar los patrocinios, me volví un poco su tercer ojo, este es el gran amor de una hija por su padre.”

El discípulo de Luis Benito Ramos, considerado como el mejor reportero gráfico de México, logró cultivar una notoria cercanía y amistad con las personalidades más influyentes del momento, que captó en imágenes cercanas, íntimas y de gran complicidad con sus protagonistas.

La curaduría corrió a cargo de Darío Ortiz Robledo, quien propone un acercamiento a la relación del fotógrafo con figuras torales del movimiento muralista y la Escuela Mexicana de Pintura, como José Clemente Orozco, David Alfaro Siqueiros, Frida Kahlo y Diego Rivera.

Aunque se trata de una breve selección dentro del inmenso acervo de fotografías y negativos del artista nacido en Aracataca, Colombia, la muestra logra condensar el espíritu y pulso de una época, que se caracterizó por la efervescencia cultural y política.

Entre las 21 imágenes destacan los icónicos retratos que le hizo a la autora de Autorretrato con monos: Frida y el vendedor de telas y Frida Kahlo con su alumna María de los Ángeles Ramos pintando los murales de la pulquería La Rosita.

Destacan también los perfiles que obtuvo de uno de los padres del muralismo mexicano: David Alfaro Siqueiros policromando una escultura durante la elaboración del mural Cuauhtémoc contra el mito y la mítica imagen Retrato de David Alfaro Siqueiros.

La exhibición toca además uno de los momentos más polémicos en la escena cultural mexicana, cuando el fotógrafo colombiano acusó a Siqueiros de usar indebidamente y copiar en sus piezas una serie de fotografías de su autoría.

Finalmente, el público podrá ver una pieza histórica que muestra la primera exposición individual del joven artista Fernando Botero en 1951, la cual se llevó a cabo en la Galería de Arte Leo Matiz en Bogotá, la primera que tuvo la capital colombiana.

Las instantáneas que alberga el museo ubicado sur de la ciudad, son un legado que hace parte indisoluble de la historia del arte mexicano, confirmando como este hacedor de imágenes vivió en México el mejor siglo de la vida.

Leo Matiz y los Muralistas podrá visitarse hasta el 29 de noviembre en un horario de martes a domingo de 10:00 a 17:00 horas, en el recinto ubicado en Av. Río Churubusco 410, col. Del Carmen, Coyoacán.

Texto y fotos de la Inauguración AAE