Impulsa PRD establecer al “informe anual legislativo” como mecanismo de rendición de cuentas genuino; las y los diputados deben cumplir a cabalidad con dicha obligación

Política

Con el objetivo de garantizar la transparencia y rendición de cuentas de las y los legisladores federales, el Grupo Parlamentario del Partido de la Revolución Democrática (GPPRD), a través de la Diputada Fabiola Rafael Dircio, presentó una Iniciativa con proyecto de Decreto, a fin de establecer en el Reglamento Interior de la Cámara de Diputados, la temporalidad en la que las y los representantes populares están obligados a presentar su Informe Anual de actividades.

Lo anterior, toda vez que –dijo- actualmente en el artículo 8 del referido Reglamento, se establecen las obligaciones de las y los diputados, mismas que definen la entrega de informes: “Presentar un Informe anual sobre el desempeño de sus labores, ante los ciudadanos de su distrito o circunscripción, del cual deberá enviar una copia a la Conferencia, para su publicación en la Gaceta”.

Por lo anterior, la perredista aseveró ante el Pleno de las y los diputados, que es necesario establecer una temporalidad específica para la presentación de dicho recuento, “atendiendo nuestro compromiso con la transparencia y rendición de cuentas ante los y las ciudadanas que representamos”, expuso.

En este mismo sentido, Fabiola Rafael Dircio recalcó que es preciso especificar los términos del Informe anual, partiendo de que “la verdadera gobernabilidad está respaldada en el ejercicio de la democracia, y ella pende directamente de la participación social; sobre todo, porque la toma de decisiones del quehacer de la administración repercute en la ciudadanía a quien juramos representar con eco de su voz”.

En este sentido, la diputada por Guerrero invitó a sus pares de todos los institutos políticos aquí representados, a considerar la relevancia de este Informe no solo como un mero trámite; sino como un mecanismo importante de rendición de cuentas “a través del cual, informamos de las decisiones y acciones asumidas en favor de nuestros representados, sujetándonos -con ello- al escrutinio público con los resultados que la ciudadanía considere favorables o no, y el voto de confianza que, en consecuencia, puedan otorgarnos en las urnas”, finalizó.