El Presidente de Acción Nacional, Marko Cortés Mendoza, afirmó que, ante la caída histórica de la economía en el segundo trimestre del año, es impostergable poner en marcha un verdadero plan de Emergencia Económica con acciones urgentes que permitan impulsar a los sectores productivos y la generación de empleos.

“Ya no hay tiempo que perder. El gobierno federal debe entender que sus malas decisiones han borrado 10 años de avances logrados en materia económica. Por eso es urgente crear el Consejo de Emergencia Económica para instrumentar las estrategias adecuadas e impulsar la recuperación económica, antes de que las consecuencias sean aún más dolorosas para las y los mexicanos”, subrayó.

Destacó que para hacer frente a la difícil situación que ya vive el país, es necesario un plan de activación económica que debe venir acompañado de un nuevo responsable y una nueva estrategia sanitaria, que permita cuidar la salud, la vida y el ingreso familiar; un plan integral que sume a todos los sectores involucrados, autoridades, empresarios, académicos, sociedad civil.

Es necesario escuchar todas las voces para definir la ruta a seguir con acciones reales, porque la demagogia del gobierno de que “vamos bien” solo nos llevará al abismo y a más pobreza.

Cortés Mendoza recordó que Acción Nacional ya ha presentado las iniciativas correspondientes, tanto en el Senado como en la Cámara de Diputados, para crear el Consejo de Emergencia Económica y que debe aprobarse de inmediato.

Una de las funciones de dicho Consejo será coordinarse con la Secretaría de Hacienda y el sector productivo para que re oriente el gasto público hacia las necesidades inmediatas del aparato productivo, es decir, destinar todos los ahorros o remanentes para atender las necesidades de liquidez de los micro y pequeños negocios”.

Asimismo, es inexcusable no cancelar o posponer los proyectos faraónicos del Aeropuerto de Santa Lucía, la refinería Dos Bocas y el Tren Maya, para que sus recursos sean destinados a lo urgente, que es la reactivación económica.

En el corto plazo, dijo, es viable poner en práctica el plan de Acción Nacional que propone un ingreso básico universal para las familias mexicanas, así como apoyos extraordinarios para las micro y pequeños negocios.

Otras acciones relevantes son otorgar estímulos o exenciones fiscales a las empresas, apoyar en las tarifas de energía eléctrica, crear el seguro de desempleo, garantías crediticias para empleadores, inyectar recursos a la promoción turística y acelerar los programas de mantenimiento de infraestructura, entre otras.

El Presidente del PAN afirmó que en este contexto, Acción Nacional ha tenido un papel activo en el Congreso de la Unión con la presentación de las iniciativas de Ley para atender de manera urgente la emergencia sanitaria y económica por la que atraviesa el país, insistió.

“El incremento continuo en los contagios y fallecimientos por COVID-19, así como la abrupta caída de la economía nos obliga a tomar medidas urgentes. Acción Nacional está listo para participar activamente en un plan que permita de manera segura la reactivación económica del país”, concluyó.