La Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu) firmó un convenio de coordinación para la implementación del Programa de Mejoramiento Urbano (PMU) con las autoridades municipales de los 14 ayuntamientos que se verán beneficiados del mismo, a través de su vertiente de Mejoramiento Barrial, misma que tendrá una inversión de más de 5 mil millones de pesos.

Román Meyer Falcón, titular de la Sedatu, destacó que en esencia, el programa busca mejorar la calidad de vida de los habitantes de las colonias, pues cada una de ellas fueron seleccionadas tomando en cuenta su grado de marginación, carencia de servicios e infraestructura básica; así como de oportunidades de desarrollo y altos niveles delictivos.

“Consideramos que en las últimas décadas, la obra pública se vino abajo; la calidad de la obra pública fue un tema intranscendente o quedó en un segundo nivel. Se perdió la calidad de la obra pública, pero con este programa volvemos a poner la obra pública como una prioridad”, sostuvo el funcionario.

Cabe señalar que entre las acciones que se realizarán, destaca la construcción, equipamiento o mejoramiento de polideportivos, canchas, clínicas de salud, escuelas, mercados y equipamientos de vida pública, en beneficio de ciudades fronterizas como: Tijuana y Mexicali, en Baja California; San Luis Río Colorado y Nogales, Sonora; Ciudad Juárez, Chihuahua; Ciudad Acuña y Piedras Negras, en Coahuila; Nuevo Laredo, Reynosa y Matamoros, en Tamaulipas, y de vocación turística como: Los Cabos, Baja California Sur; Bahía de Banderas, Nayarit; Acapulco, Guerrero y Solidaridad, en Quintana Roo.

Además de la vertiente de mejoramiento barrial, el PMU realizará acciones de vivienda y de certeza jurídica, por lo que en total, a través del programa se invertirán 8 mil millones de pesos.

Al evento asistieron: Armando Rosales, Subsecretario de Desarrollo Urbano y Vivienda de la Sedatu; Carlos Martínez, Director General del Infonavit; José Iracheta, titular del Instituto Nacional del Suelo Sustentable (INSUS); Edna Vega Rangel, directora general de la Comisión Nacional de Vivienda (Conavi), así como los presidentes municipales de los ayuntamientos beneficiados.