TOLUCA, Edomex.- El Instituto Mexiquense de la Vivienda Social, ha promovido en lo que va de la actual administración la integración de 150 Comités Ciudadanos de Prevención, Control y Vigilancia de los Asentamientos Humanos Irregulares en diversos municipios, para prevenir y evitar la irregularidad de los asentamientos humanos en el Estado de México.

Al respecto, la Directora General del Imevis, Alma Quiles Martínez, invita a las autoridades municipales y a la sociedad en general, hacer conciencia sobre este tema, ya que una de las metas de la administración estatal es que estos Comités estén integrados en los 125 municipios del territorio mexiquense.

Explicó que estas entidades son un instrumento de participación social, en el cual, el gobierno y la sociedad se vuelven partícipes a fin de evitar la proliferación de los asentamientos irregulares y de zonas de riesgo.

Señaló que el objetivo de las mismas es coordinar las acciones jurídicas y sociales destinadas a prevenir, controlar y vigilar la expansión de asentamientos irregulares, promoviendo la regulación y regularización de la tenencia de la tierra, en el ámbito municipal.

Por ello, informó que se impulsa la participación de la comunidad en las actividades de prevención y control de la irregularidad de asentamientos humanos, así como la inducción a un crecimiento urbano planificado y ordenado.

“Además, trabajamos en promover programas y acciones entre las dependencias federales, estatales y municipales, con el fin de coordinar los diferentes planes y programas de desarrollo urbano que beneficien a la ciudadanía”, agregó.

Alma Quiles Martínez destacó la importancia de apoyar las acciones del Instituto para el ordenamiento urbano, la regularización de los asentamientos humanos, la tenencia de la tierra y programas de reservas territoriales.

Los Comités de Prevención, Control y Vigilancia de los Asentamientos Humanos Irregulares son conformados de manera voluntaria, se integran por cinco miembros y se constituyen en zonas que permitan prevenir, gestionar, controlar y vigilar predios o áreas susceptibles a ser ocupados de manera irregular, por lo que se puede conformar más de un Comité por municipio.