Desde hace más de cinco décadas, un gran número de mujeres de este gobierno emprendimos un amplio movimiento por alcanzar un país democrático, con igualdad de derechos y oportunidades para todas las personas; en donde el respeto a la diversidad y formas de manifestarse sea posible; un México donde las mujeres vivamos libres y seguras en nuestra casa y en las calles. Por ello, nos sumamos al llamado de los colectivos de mujeres para visibilizar las situaciones de violencias que enfrentan las mujeres del sur, norte y centro del país.Desde el Instituto Nacional de Desarrollo Social (Indesol) estamos convencidas de que la violencia hacia mujeres y niñas puede erradicarse si unimos esfuerzos solidarios para que vivamos en paz. Tenemos la obligación de emprender esta lucha, desde todos los ámbitos, para que el grito de “Ni una más” se convierta en una realidad.
Es una obligación del Instituto trabajar coordinadamente con todas las instituciones de gobierno, para que las mujeres y niñas vivan libres de violencia en sus familias, escuelas, comunidades y centros de trabajo. Redoblaremos esfuerzos para emprender acciones de prevención y atención primaria a través del Programa de Apoyo a las Instancias de Mujeres en las Entidades Federativas (Paimef) y la estrategia de sensibilización “Alas para el Cambio”, así como para apoyar a los Refugios que atienden a mujeres y sus hijas e hijos que atraviesen situaciones de violencia extrema.
Este nueve de marzo el Indesol se compromete para que, cada día, demos mejores respuestas, con eficacia, calidad y calidez, a las mujeres que viven violencia, y a sus hijas e hijos. Nos sumamos a impulsar el cambio para que el ejercicio de derechos de las mujeres sea una realidad pues estamos seguras que juntas y juntos lograremos un México en paz. Con sororidad, solidaridad y en unión podemos construir una cultura de paz, una sociedad que viva en armonía y relaciones igualitarias.
Aunado a esto, el Instituto declara su respeto a todas las trabajadoras de este organismo que decidan, este nueve de marzo, ejercer su derecho a la libertad de expresión y manifestación.