El director Fernando Lozano, una batuta en movimiento

Fernando Lozano no ha dejado de dirigir y siempre se ha preocupado por formar orquestas. Es todo un personaje que ha tenido grandes logros a través de estas décadas, coincidieron en señalar Javier Montiel, violista del Cuarteto Latinoamericano; el compositor Eduardo Soto Millán y Christian Gohmer, director de Solistas Ensamble del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBAL).La Secretaría de Cultura y el Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura felicitan al director Fernando Lozano por su onomástico este 2 de abril, quien ha impulsado la educación musical de niños, niñas y jóvenes, además de ser un reconocido gestor de la cultura musical en México.

En entrevistas por separado, Javier Montiel, Eduardo Soto Millán y Christian Gohmer recordaron la trayectoria de Lozano Rodríguez, fundador de la Orquesta Filarmónica de la Ciudad de México (OFCM), de la Orquesta Escuela Carlos Chávez, además de dirigir la Orquesta del Teatro de Bellas Artes y la Orquesta Filarmónica 5 de Mayo.

Javier Montiel señaló: “Admiro al maestro Lozano porque no ha dejado de dirigir y se ha preocupado por formar orquestas, como la de Puebla, además de constantes logros a través de este tiempo. También se preocupa por difundir el trabajo de compositores mexicanos, como Silvestre Revueltas, Carlos Chávez y Manuel Enríquez, de quienes realizó grabaciones”.

Mencionó que todos los músicos mexicanos “lo tenemos en el concepto de amable y de rigor con el trabajo y consigo mismo, como lo prueban los conciertos que dirigió en Europa y Asia en los que mostró su nivel y el de la OFCM”.

Por su parte, el compositor Eduardo Soto comentó acerca de la presencia que Fernando Lozano tiene en la cultura mexicana, al recordar que impulsó el Centro Cultural Ollin Yoliztli. “Sin duda es una figura importante en la enseñanza y difusión de la música de nuestro país y de sus compositores”.

Refirió que Fernando Lozano se ha destacado como promotor de proyectos culturales, entre ellos el Festival de Música y Danza de Monterrey, aunque también ha contribuido en la formación de orquestas y coros juveniles.

Soto Millán, autor de La verdad única, obra estrenada por la OFCM, señaló que si bien sólo ha compartido algunos momentos con el director, lo recuerda como un hombre de gran humor y con quien ha tenido instantes amenos por sus enriquecedores comentarios.

Para el director musical Christian Gohmer, gracias a la labor de Fernando Lozano los músicos mexicanos cuentan con espacios de educación y desarrollo. “Uno no puede seguir la historia de la música en México y del panorama cultural sin la presencia del maestro y director de orquesta” egresado del Conservatorio Nacional de Música del INBAL.

En un balance respecto al músico nacido en la Ciudad de México, apuntó que Lozano Rodríguez también fundó la Orquesta Escuela Carlos Chávez, la Orquesta Sinfónica Miguel Hidalgo de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo y ha dirigido agrupaciones musicales, como la de la Universidad de Xalapa, la Orquesta del Teatro de Bellas Artes y encabeza la Filarmónica 5 de Mayo, además de ser autor del libro La mano izquierda.

“Gran parte del mérito del maestro Lozano Rodríguez no sólo es artístico, sino de gestión cultural, pues se preocupó porque el país tuviera acceso a la educación musical. Su afán fue dar a la niñez y a la juventud oportunidades y posibilidades de aspirar a una educación de calidad y de alto nivel”, dijo.

Fernando Lozano Rodríguez cuenta con una discografía de más de 50 títulos, y ha recibido la Medalla Mozart en reconocimiento por su trayectoria.