Close
Una manera distinta de leer...

Desde la atmósfera, visita guiada del artista Emilio Chapela por su exposición

El tiempo no es otra cosa que la relación íntima que existe entre el cosmos, la Tierra, la vida y nuestro cuerpo. Esa reflexión está plasmada en las obras de la exposición multidisciplinaria En el tiempo de la rosa no envejece el jardinero de Emilio Chapela Pérez, sobre la que el propio artista ofrecerá una visita guiada que se titula Desde la atmósfera, el sábado 1 de junio a las 12:00 en el Laboratorio Arte Alameda.
A través de la vista guiada, el artista explicará las 23 obras de la muestra, dividas entre esculturas, instalaciones y videos, en las que explora el registro poético de diversas escalas, desde las fuerzas y las potencias del tiempo geológico, las formalizaciones de las mediciones humanas y terrestres hasta los modelos que utiliza la ciencia contemporánea.
Para mostrar su visión poética, que va más allá del andar de las manecillas del reloj, el artista utiliza un tropo retórico propio del barroco: la rosa como alegoría del tiempo. Es precisamente ese periodo histórico y cultural en el que Chapela se inspiró, pues se caracterizó por las relaciones que se dieron entre el arte, la arquitectura y el cosmos con la ciencia y el ser humano.
En el tiempo de la rosa no envejece el jardinero inició hace 3 años, durante la visita de Emilio Chapela al observatorio de Sierra Negra en Puebla, donde está el Gran Telescopio Milimétrico Alfonso Serrano, ubicado en la punta de un volcán. Al estar a 4 mil 700 metros de altura, el artista mexicano se percató de diferentes elementos que se relacionaban entre sí, como el tiempo, la naturaleza, el cosmos y el ser humano.
El artista buscó expresar esa convergencia de elementos de diferentes formas, una de ellas fue en video: grabó el cauce del río Usumacinta, en el que capturó la manera en que se mueven las corrientes hidrológicas; en otro plasmó su travesía hacia la cima del Iztaccíhuatl, en el que el ritmo lo marcan los latidos del corazón del propio Chapela, y en el último material registró el trabajo realizado con el Telescopio Alfonso Serrano, días antes de procesar la información para obtener la imagen de un hoyo negro.
Además de la reflexión sobre el tiempo que ofrece mediante la muestra, el artista situará al visitante dentro y en responsabilidad con la atmósfera al abordar algunas de las piezas desde una visión ecologista, como los tres videos antes mencionados en los que vincula ciencia y naturaleza.
El trabajo de Emilio Chapela se centra, desde un punto de vista crítico, en la investigación de la tecnología y sus efectos en la comunicación humana, al tiempo que busca establecer un diálogo emotivo y estético con las personas. Sus obras se han expuesto en diversos recintos, como el Museo de Arte Carrillo Gil (2015), la Sala de Arte Público Siqueiros (2013), la Casa Maauad y Henrique Faria en Nueva York (2011), entre otros.
La exposición En el tiempo de la rosa no envejece el jardinero de Emilio Chapela Pérez, curada por José Luis Barrios, permanecerá en el Laboratorio Arte Alameda (Dr. Mora núm. 7, Centro Histórico) hasta el 14 de julio del año en curso.

scroll to top