Además, el Centro Empresarial decidió́ implementar por primera vez de forma digital la Edición Solidaria #14 de la revista Empresarios Hoy, en la cual se publicaron medidas especiales para enfrentar el COVID-19

El Centro Empresarial de Coparmex Puerto Vallarta, llevó a cabo su Sesión Ordinaria que contó con la participación del presidente nacional de la Coparmex, Gustavo de Hoyos Walther y de otros ex dirigentes de la misma, en el marco del 36 aniversario de este Centro Empresarial.

De Hoyos reconoció el liderazgo del Lic. Jorge Careaga, así como el desempeño de su equipo de trabajo en el esfuerzo por mantener unido al sector empresarial y por su asistencia social en este momento crítico al organizar, con la participación de otros voluntarios, un banco de alimentos que repartió en despensas y en comedores comunitarios. Además, junto con la Asociación de Empresarios de Bahía de Banderas y el Consejo Coordinador Empresarial local, se realizaron donaciones en efectivo al sector salud, para dotarlo de equipo e insumos que se necesitan en esta contingencia.

El líder nacional de Coparmex, hizo un breve, pero consistente diagnóstico sobre la situación por la que está atravesando el sector productivo del país y lamentó que el Gobierno Federal no implementara medidas acordes con esta emergencia económica.

Según datos proporcionados por la encuesta aplicada a los socios de Coparmex Puerto Vallarta, el primero de abril del año en curso, el 80% de las empresas en la localidad son micro y pequeñas en los giros: servicios, comercio, hotelería, turismo, bares y restaurantes, por lo que queda prácticamente descartada la actividad en domicilios particulares, llamada también home office. Más del 90% dijeron contar con recursos para hacer frente a la pandemia y sostener su negocio por un mes o un poco más, y ya se ha sobrepasado dicho periodo. La encuesta reveló también que, a solo 15 días de iniciada la cuarentena, casi la mitad de ellos (49%) pensó́ en cerrar operaciones o reducir su plantilla laboral, dato que seguramente ha incrementado de manera acelerada, conforme se derrumba la economía nacional, regional y local.