Este miércoles culminó la primera visita virtual de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) a México, con el objetivo de tratar la situación de la movilidad humana en nuestro país. Durante la visita la delegación de la CIDH se privilegió el diálogo constructivo para entender de una mejor manera los retos que representa la atención de la movilidad humana.

“El Gobierno de la República reitera el respeto a los derechos humanos de todas las personas migrantes, sin importar su condición migratoria. Esta visita constituye una muestra más de la cooperación con el sistema interamericano de derechos humanos y del compromiso con la apertura a la observación internacional, como elemento para el fortalecimiento de los esfuerzos y acciones para la promoción y protección efectivas de los derechos humanos de todas las personas en el país”, afirmó la subsecretaria de Asuntos Multilaterales y Derechos Humanos, Martha Delgado Peralta, al inicio de la visita en diciembre pasado.

La delegación de la citada Comisión fue presidida por la comisionada Julissa Mantilla, relatora sobre los Derechos de las Personas Migrantes. Estuvo acompañada por la comisionada Esmeralda Arosemena de Troitiño, relatora de País para México y sobre Derechos de la Niñez y Adolescencia; la Sra. María Claudia Pulido, secretaria ejecutiva interina; y especialistas de la Secretaría Ejecutiva.

Por su parte, la comisionada Mantilla agradeció al gobierno mexicano la oportunidad de llevar a cabo la primera visita virtual de la CIDH y tener un diálogo constructivo para atender los retos de la movilidad humana de la región. La comisionada Arosemena de Troitiño, agradeció la disposición de la Cancillería mexicana para crear espacios de diálogo que permitan atender los compromisos internacionales en materia de derechos humanos, y reconoció el liderazgo de esta Secretaría para avanzar acciones de promoción y protección de los Derechos Humanos en México y la región.

La concreción de esta primera visita virtual, la cual también responde a la actual emergencia sanitaria en la región, es el resultado de la estrecha colaboración entre la CIDH y la Cancillería mexicana, a través de la Dirección General de Derechos Humanos y Democracia. La visita estaba prevista para realizarse en 2019 y fue postergada en virtud de los cambios en la Relatoría y las afectaciones por la pandemia de COVID-19. La visita se llevó a cabo en dos etapas, la primera, del 16 al 18 de diciembre de 2020, y la segunda del 11 al 12 de enero de 2021.

La visita virtual integró en su esencia un enfoque regional, en concordancia con la posición respecto del fenómeno migratorio que el gobierno de México ha propuesto, a fin de atender sus causantes económicas y sociales. Posteriormente, la CIDH emitirá un reporte sobre la situación actual y los retos actuales de la movilidad humana en Latinoamérica.

La delegación de la CIDH sostuvo reuniones con las autoridades nacionales vinculadas con el tema de la migración, así como con representantes del Poder Legislativo y de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, además de organizaciones de la sociedad civil y organismos internacionales acreditados en nuestro país.  La segunda etapa incluyó reuniones con el Poder Judicial, así como con autoridades de las fronteras norte y sur, las Comisiones Estatales de Derechos Humanos de los estados fronterizos, y los cónsules de México en ambas fronteras.

En el cierre de la visita, el director general de Derechos Humanos y Democracia, Cristopher Ballinas Valdés, reiteró el interés y el respeto del Gobierno de México por las observaciones y recomendaciones que pudieran surgir de esta visita y el reporte final, derivado del profundo interés que tiene en fomentar los derechos humanos de todas las personas migrantes de la región.