Académicos, especialistas, funcionarios del gobierno capitalino y diputados del Congreso de la Ciudad de México participaron en el Primer Foro de Seguridad Ciudadana y Procuración de Justicia, en el cual establecieron la necesidad de instrumentar el nuevo modelo de seguridad ciudadana que contemple la policía de proximidad y destinar recursos para que se realicen investigaciones fuertes para lograr sentencias condenatorias y dar respuesta a los reclamos sociales de recuperar la tranquilidad y seguridad en la capital del país.

En el evento, organizado por las Comisiones de Seguridad Ciudadana y de Administración y Procuración de Justicia del Congreso capitalino, presididas por los diputados Leticia Varela Martínez y Eduardo Santillán Pérez, respectivamente, se dejó en claro que se vive un paradigma en el marco de un nuevo sistema democrático: dar el paso de seguridad pública a seguridad ciudadana, en donde el primer puente de contacto para el diseño de políticas públicas en la materia sea la ciudadanía.

La legisladora de Morena, Leticia Varela, señaló que el foro celebrado en el Club de Periodistas de México servirá para recoger de los ciudadanos todas las inquietudes que están en materia de seguridad ciudadana e impartición de justicia.

“La cereza en el pastel de la Cuarta Transformación será la seguridad ciudadana, será regresar la tranquilidad a los habitantes del país y de la Ciudad de México”, aseveró.

A su vez, su compañero de bancada, el diputado Eduardo Santillán, lamentó que en los últimos años se haya tenido un importante retroceso en materia de seguridad, razón por la cual “tenemos el reto de diseñar un esquema de seguridad ciudadana, pasar de la seguridad pública a la seguridad ciudadana”, y establecer políticas públicas que generen certidumbre entre la población y que la hagan partícipe en las estrategias.

Señaló que con la entrada en vigor de la Constitución Política de la Ciudad de México “estamos ante un enorme reto y una enorme oportunidad que es el diseño de una de las políticas públicas más importantes, que es diseñar el modelo de seguridad ciudadana en la ciudad”.

Dijo que la Ciudad de México ha sido el ejemplo a seguir en materia de seguridad pues fue la primera en instalar el sistema de videovigilancia; en tener un mando único de policía; y tiene un esquema de organización importante a través de cuadrantes y con el mayor número de elementos de seguridad pública incluso superior a los de varios ejércitos de países de Centroamérica.

Por su parte, el secretario de Seguridad Ciudadana, Jesús Orta Martínez, explicó el modelo de operación por cuadrantes puesto en práctica por la dependencia a su cargo, que contempla la división de la Ciudad de México, como se hizo hace 12 años, en 5 zonas con 16 regiones, una por cada alcaldía, de la cual derivan en 73 sectores policiales con 847 cuadrantes.

El jefe de la policía aprovechó para anunciar que el próximo domingo la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum Pardo, tomará la protesta de ley a un total de 2,541 jefes de cuadrantes a quienes se les dará las consignas de trabajo y las responsabilidades que tienen en la estrategia para recuperar en la Ciudad de México el esquema de policía de proximidad.

Y es que, dijo, el pasado 5 de diciembre la administración central recibió un cuerpo policiaco compuesto por 16 mil policías cuando en el 2012 la fuerza policial era de 24 mil efectivos, es decir se retiraron de las calles a 9 mil elementos policiacos y el tema de la prevención funciona cuando existe presencia policial.

La titular de la Procuraduría de Justicia de la Ciudad de México, Ernestina Godoy Ramos, habló de los delitos de alto impacto que los capitalinos tienen que enfrentar como es el caso de los homicidios, feminicidios, extorsiones y secuestros. “Ahí es donde tienen que centrarse las investigaciones con todo el profesionalismo y los avances tecnológicos que se tienen en estos momentos”.

Se tienen que utilizar esos elementos para realizar una investigación que realmente contribuya a detener a los posibles delincuentes, se tienen que tener carpetas de investigación con elementos suficientemente fuertes para que tengamos sentencias condenatorias. Ahí es donde se tienen que centrar el esfuerzo y los recursos, aseveró.

En tanto, el investigador y especialista en temas de seguridad, Ernesto López Portillo, estableció que la participación activa de las organizaciones civiles y sociedad en general debe estar de la mano con el trabajo de las instituciones de seguridad.

El trabajo de campo debe complementarse con métodos de investigación, como la creación de un Centro de Investigación en Seguridad Ciudadana que ayude a abatir delitos que tienen cambios constantes en el tipo de violencia, como es el de enfoque de género, donde las mujeres sufren cada vez más agresiones, agregó.

El presidente de la Junta de Coordinación Política del Congreso, el diputado Ricardo Ruiz Suárez, dijo que la acción coordinada entre el Legislativo, autoridades de seguridad ciudadana y las de procuración de justicia debe dar como resultado mejores programas de protección.

“La confianza de los ciudadanos será posible, en la medida en que los resultados estén a la vista, pero la sociedad debe participar en la creación de estos nuevos esquemas de seguridad”, aseveró.

Artículo anteriorRealiza el Gobierno de la Ciudad de México auditorías en los procesos de autorización a centros de verificación vehicular
Artículo siguienteEntrega Gobierno de la Ciudad de México, más de 3 mdp a 46 unidades habitacionales para su rehabilitación