Aprueban reformas a la Ley Federal del Trabajo y del Seguro Social en favor de las trabajadoras del hogar

El Pleno de la cámara de senadores Diputados aprobó en lo general y en lo particular, por unanimidad con 112 votos, el proyecto de decreto por el que se reforman, adicionan y se dereogan diversas disposiciones de la Ley Federal del Trabajo y a la Ley del Seguro Social en materia de personas trabajadoras del hogar.

El Presidente del Senado, Martí Batres, felicitó a las trabajadoras del hogar y a los legisladores por la histórica aprobación de esta reforma y remitió a la Cámara de Diputados el dictamen para los efectos constitucionales.

Todos los legisladores salieron en defensa de las trabajadoras del hogar, y expusieron que por muchos años hubo injusticias a este sector laboral, que eran discriminadas e incluso hasta violentadas de los derechos.

Durante la exposición, algunas legisladoras tuvieron momentos emotivos, como ocurrió cuando la senadora Patricia Marcado relató que la senadora Xóchil Gálvez le contó que su mamá lavó ajeno para poderlas sacar adelante, lo que les sacó las lágrimas a ambas.

El Senador Napoleón Gómez Urrutia, presentó el dictamen a nombre de la Comisión de Trabajo y Previsión Social, y dijo que la iniciativa tiene por objeto realizar una reforma integral  para reconocer y estipular en las leyes vigentes los derechos laborales de las personas trabajadoras del hogar.

A la fecha se habían mantenido en un vacío legal que no permitía a las personas empleadoras incluirlas dentro del régimen de seguridad social, la legislación actual no prevé disposición sobre seguridad, higiene, riesgos o accidentes de trabajo, toda vez que no obliga la regulación de la relación laboral a través de la firma de un contrato.

Tampoco señala norma alguna sobre el descanso y la jornada laboral, ni establece vacaciones o aguinaldo, y aunque señala que se debe determinar un salario mínimo profesional para el sector, hasta el momento esto no ha ocurrido.

En su intervención, la Senadora Malú Micher Camarena, a nombre de la Comisión para la Igualdad de Género, dedicó su intervención a Blanca, a Lala, a Ide, a Licha, a Carmelita, que gracias a ellas “yo he pido salir a trabajar fuera del hogar.

“Porque alguien cuidó mi casa, cuidó a mis hijos, preparó la comida o las cosas que yo llevé se administraron, se pusieron en su lugar, y gracias a ellas, y en muchos casos a ellos, podemos estar aquí la mayoría de todas y todos nosotros”.

El tema del trabajo doméstico se ha ampliado para abarcar no sólo las tareas domésticas de limpieza, de preparación de alimentos o de trabajos diversos en los hogares, sino para incluir el trabajo de cuidados de niñas, niños, adolescentes, personas de la tercera edad, persona enfermas o discapacidades temporales o permanentes.

En México 2.3 millones de personas se dedican al trabajo del hogar, y nueve de cada diez son mujeres, según datos del Inegi, y entre éstas 85.8 de las trabajadoras realizan tareas de limpieza en hogares particulares, 8.2 son cuidadoras de personas; 5 por ciento son lavanderas y planchadoras en casas particulares.

“Agradezco a Xóchitl Gálvez, a la Senadora que estuvo duro y dale, y duro y dale para llevar a cabo todos los trabajos junto con la Senadora Patricia Mercado”, dijo al senadora Malú Micher.

La Senadora Mayuli Latifa Martínez presentó el dictamen a nombre de la Comisión de Estudios Legislativos, Primera y dijo que se hará justicia laboral a más de 2 millones de personas trabajadoras del hogar, en su mayoría mujeres que durante generaciones han sido invisibles para el sistema jurídico y para las instituciones del Estado, permaneciendo en el desamparo jurídico y social absoluto.

El Senador Miguel Ángel Mancera del PRD, felicitó a todos los dedicados a esta tarea. “Y estábamos platicando, precisamente con Malú, que quizás no tengamos remuneración, pero muchos nos dedicamos a las tareas del hogar también en el día a día y eso es parte de tomar conciencia de una realidad en nuestro país.

En su intervención la senadora del PRI Nuvia Mayorga Delgado, dijo que “a todos nos debe de suceder, o a la mayoría, que cuando estamos en nuestra casa, más las mujeres senadoras, pero también muchos de los hombres, cuando estamos en nuestra casa nos cansa más el trabajo que tenemos que hacer ahí, que cuando estamos trabajando en una oficina”.

Uno de los temas importantes es que cuando se trata de menor de edad esta ley está hablando que tiene que tener el permiso de la mamá y del papá para trabajar cuando tienen menos de 18 años, pero también es una obligación del patrón de que estos adolescentes terminen la escuela la educación básica y corre por cuenta del patrón.

Legisladores de todos los partidos políticos hablaron a favor de la reforma y aprobaron la misma en lo general y en lo particular.