Ante ola de calor, urge diputada priista Ana Lilia Herrera garantizar salud de los infantes con acciones en escuelas

Política
  • La legisladora señaló que deben aplicarse medidas en el sistema básico de educación, a fin de prevenir cuadros de deshidratación y enfermedades gastrointestinales.
  • Planeó recurrir a los recursos asignados al programa “La Escuela es Nuestra” y con ello garantizar la instalación de bebedores para los alumnos.

Ante las altas temperaturas registradas en el país, en donde 22 estados han superado los 40 grados en los últimos días, la diputada federal Ana Lilia Herrera Anzaldo, solicitó a la Comisión Permanente exhortar a la Secretaría de Educación Pública (SEP) y a las autoridades educativas de las 32 entidades, a implementar acciones dentro de los planteles de nivel preescolar, primaria y secundaria, para garantizar la salud de los infantes.

A través de un Punto de Acuerdo, la integrante del Grupo Parlamentario del PRI propuso que para ejecutar estas medidas se recurra a los recursos asignados al programa “La Escuela es Nuestra”, a fin de mejorar la infraestructura escolar con la instalación de bebederos y condiciones adecuadas en los sanitarios, que aseguren la higiene para los alumnos y el personal docente y administrativo.

Sostuvo que estas medidas deben aplicarse tanto en los centros educativos del sector público como del sector privado, para prevenir cuadros de deshidratación y enfermedades gastrointestinales.

La legisladora priista expuso que, desde que se registró la etapa de calor a finales del mes de marzo y hasta el día de hoy, las altas temperaturas han generado graves consecuencias en la población, de acuerdo con la Secretaría de Salud, se han presentado afectaciones como golpes de calor, deshidratación, quemaduras, y lamentables decesos, entre otros.

Puntualizó que se han reportado en distintas escuelas que niñas, niños y adolescentes se han desmayado debido al calor que se registra en las aulas. A esta situación, anotó, se suma que muchos de los centros educativos no cuentan con aire acondicionado o ventiladores.

La también presidenta de la Comisión de Derechos de la Niñez y Adolescencia señaló que ante la ola de calor que se vive en el país, la SEP decidió cambiar el horario de clases de educación básica en los estados de Sinaloa, Tamaulipas y Durango, en los cuales se han registrado temperaturas entre 40 y 45 grados.

Con estas consideraciones, Herrera Anzaldo recalcó que es prioritario que las autoridades educativas de los estados verifiquen las condiciones de los planteles para garantizar la salud de los menores. Recordó en la administración pasada con el Programa Nacional de Bebederos Escolares, se instalaron hasta el 2018 más de 20 mil en todo el país.