AMLO recorta presupuesto para proteccion de migrantes y fortalece deportaciones

En el proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación 2021 que envió el presidente Andrés Manuel López Obrador vía la Secretaría de Hacienda a la Cámara de Diputados se propone una disminución sustancial a los programas y recursos de protección y apoyo a la población migrantes y refugiados, así como se fortalece la red de centros de detención del Instituto Nacional de Migración.

Aseveró la diputada federal del PRD, Frida Esparza Márquez quien lamentó que en el discurso presidencial de hable de una política “humanista” en favor de los migrantes que cruzan por México y en los hechos se esté llegando a cifras históricas de detenciones y deportaciones en plena pandemia ya que en los primeros cinco meses de este 2020 fueron deportados más de 124 mil migrantes.

Incluso en  el Proyecto de PEF 2021, se reconoce que estar los migrantes en México tienen  “un nivel muy alto de vulnerabilidad”. Sin embargo, en los hechos se abandona prácticamente a miles de centroamericanos, caribeños y sudamericanos, entre otras nacionalidades, que estaban buscando asilo o por lo menos la protección del Estado mexicano para buscar emigrar a Estados Unidos.

En el Proyecto de PEF 2021, se asignan 1 mil 868 millones 758 mil 212 pesos a las diversas instituciones y órganos que atienden a la población migrantes y extranjera en México, lo cual implica una disminución de 2 millones 619 mil 048 pesos.

La legisladora por Zacatecas, expuso que en lugar de fortalecer instancias de protección, refugio, asilo y defensa de los derechos humanos de los migrantes,  el 85.8% del presupuesto se destina al Instituto Nacional de Migración (INAMI).

En el proyecto de López Obrador se pide aumentar el presupuesto del INAMI con el 7.8%, con la finalidad de que continúe “implementando acciones para regular los flujos migratorios al interior del país de manera segura, proporcionando ayuda y orientación a las personas migrantes principalmente aquellos en situación de vulnerabilidad”.

Es decir, se busca fortalecer la red de centros de detención en todo el país, donde lo mismo se separa a las familias de migrantes, que se encierra a menores de edad, con la finalidad de obedecer la política ordenada por el presidente Donald Trump de contener, encerrar y deportar a los centroamericanos y caribeños.

Esparza Márquez, expuso que en el presupuesto proyectado en el 2021 para la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (COMAT) se disminuye a pesar de que se reconocer en el mismo proyecto que “se han incrementado de manera importante las solicitudes de reconocimiento de la condición de refugiado”.

En el proyecto de PEF 2021 se plantea recortar el presupuesto de la COMAR con el 14.3%. En este año se tiene un rezago de 24 mil 271 solicitudes de asilo y el año pasado hubo 70 mil 609 solicitudes. “Hay migrantes que tienen más de seis meses esperando el trámite en Chiapas y aún así se propone el recorte”, apuntó la legisladora.

Dijo que es lamentable que un trámite que debe tardar 45 días se prolongue por varios meses y que además el Gobierno de la Cuarta Transformación este disminuyendo los escasos recursos para esta obligación del Estado mexicano de atender a la población que huye de sus naciones por situaciones de violencia, pobreza extrema o motivos políticos.