A dos años de gobierno, las y los capitalinos no tenemos nada qué celebrar pues en medio de una crisis sanitaria, económica y de seguridad, la promesa de la Doctora Claudia Sheinbaum de convertir a la capital en una ciudad innovadora y de derechos, aún no se hace realidad y solo muestra resultados decepcionantes, afirmó Andrés Atayde Rubiolo, Presidente de Acción Nacional en la Ciudad de México.

“Cero y van dos, dos años en que la Doctora Sheinbaum nos queda a deber los resultados. De nada sirven las obras de relumbrón si las y los capitalinos no tienen solvencia económica, salud, empleo ni seguridad”.

La inacción, incapacidad, la soberbia y la descalificación han sido los rasgos característicos de una administración que no acepta la crítica ni las propuestas y hoy lamentablemente, pareciera que tenemos no a una Jefa de Gobierno sino a una regenta que no toma decisiones propias, sino que espera el visto bueno de su jefe, el Presidente, para actuar.

Refirió que de acuerdo al IMSS, en el primer semestre del año, la CDMX perdió 183,700 empleos formales, la pérdida más alta a nivel nacional por lo que “al ser un hecho la falta de empleo, la calidad de vida de las y los capitalinos no puede ubicarse en un estado de bienestar”.

En 10 semanas, la Ciudad de México se ha mantenido en el semáforo naranja con alerta roja en varias colonias y aún no hay indicios de poder avanzar hacia el amarillo; esto, aunado a la insuficiencia de apoyos gubernamentales, ha llevado al luto a más de 10 mil familias que tienen que salir a buscar el sustento que el gobierno ha sido incapaz de garantizar.

“Hemos rebasado las 10 mil defunciones por Covid 19, sin contar la cifra negra que podría ser tres veces mayor y a pesar de los cambios de estrategia, el gobierno de la Doctora Sheinbaum ha sido incapaz de contener los contagios por lo que la salud, es otro pendiente en la administración capitalina”, sostuvo Atayde.

La seguridad es otro pendiente, pues si bien se han contenido algunos delitos, el robo en distintas modalidades, la violencia familiar y el feminicidio colocan a la Ciudad de México en la segunda entidad con mayor incidencia delictiva a nivel nacional.

“La leve disminución de algunos delitos es un fenómeno nacional, no es resultado del cambio de funcionarios o de la estrategia, no es resultado de una política propia del Gobierno de la Ciudad. Entregar resultados a medias no es sinónimo de triunfo, es un compromiso inconcluso y decepcionante”, enfatizó.

Recordó que de acuerdo a cifras oficiales, en el primer semestre del año, las llamadas al 911 por delitos como violencia familiar y feminicidio registraron un aumento del 4.29 y 25%, respectivamente. Las alcaldías de Iztacalco, Xochimilco y Magdalena Contreras registran el mayor número de denuncias por violencia familiar, mientras que Gustavo A. Madero y Tlalpan, en feminicidio.

El líder del panismo capitalino insistió en que desde el inicio de la pandemia, Acción Nacional propuso un Plan Integral para enfrentar la crisis que ya arrastraba la Ciudad de México desde el año pasado, que incluía una política sanitaria; el re-direccionamiento del gasto público y un plan de contención económica que incluya apoyos a empresas y familias para contribuir a la reactivación económica.

“Sin embargo, la Doctora Sheinabum nos aplicó la premisa del viejo régimen de ni los veo, ni los oigo y en una actitud soberbia, rechaza una y otra vez, nuestras propuestas”, lamentó.

Finalmente, Atayde destacó que el próximo primero de septiembre, fecha en la que se entregará el Segundo Informe de Gobierno “no habrá nada que celebrar y las y los capitalinos esperamos que la Jefa de Gobierno haga un ejercicio de autocrítica, acepte sus errores, enmiende el camino para que su tercer año de gobierno aspire a salir del bache en el que actualmente nos encontramos”.